Gracias a la comunidad educativa más solidaria

Desde la Dirección del centro queremos agradecer a toda la comunidad educativa su generosidad en los proyectos solidarios que hemos desarrollado en el mes de diciembre. La operación kilo con la recogida de alimentos, la donación de cestas de comida en la Web o el mercadillo solidario en colaboración con la ONG Tierra de Amani, han sido todo un éxito y una gran muestra de la solidaridad y compromiso de alumnos, familias y profesores.

A continuación os queremos hacer llegar las cartas de agradecimiento que nos han mandado las entidades con las que colaboramos.

BANCO DE ALIMENTOS. CIENTOS DE KILOS DE COMIDA Y 1488€ EN CESTAS VIRTUALES

Queremos hacer mención especial y dar nuestro más sincero agradecimiento a Juan Carlos, profesor del centro que ha coordinado toda la actividad del Banco de Alimentos.

MERCADILLO SOLIDARIO. MÁS DE 900€ RECAUDADOS

En este proyecto queremos hacer también una mención especial y dar nuestro más sincero agradecimiento a Rubén y Ana, profesores del centro que han coordinado toda la actividad del mercadillo y a la que se sumaron varios profesores y profesoras, así como alumnos y alumnas, para organizar, catalogar, exponer y finalmente vender la enrome cantidad de productos donados. Gracias.

Mercadillo repleto de solidaridad para Tierra de Amani

Los días 17, 20, 21 y 22 de diciembre celebramos el mercadillo solidario para la ONG Tierra de Amani. Ha sido una experiencia enriquecedora que ha reflejado el lado más humano de una actividad educativa con la que todos hemos aprendido y disfrutado.

Por un lado, el trabajo de la campaña de publicidad, en la que grupos de alumnos voluntarios difundieron por las distintas clases cuál era la finalidad del mercadillo, dio a conocer Tierra de Amani como una ONG de apoyo a la infancia en Tanzania. Cubrir las necesidades más básicas y asegurar el acceso a la atención sanitaria y a la educación son los objetivos principales de esta ONG malagueña. Por otro lado, nos vimos gratamente sorprendidos por la avalancha de donaciones recibidas por parte de familias y alumnos. En pocas horas, libros, juguetes, complementos, ropa, tecnología y otros objetos de segunda mano llenaron la biblioteca y mostraron que había muchas ganas de colaborar con esta buena causa.

Luego, la ilusión se desbordó con la apertura del mercadillo en el recreo del viernes previo a las vacaciones de Navidad: desde el minuto uno las compras no cesaban y nuestros alumnos voluntarios no daban abasto con las ventas. El ambiente del mercadillo fue mágico. ¡Cómo disfrutamos cada momento! Finalmente, hemos recaudado 920 euros que Tierra de Amani invertirá en estudios y material escolar. Así otros niños y jóvenes que también se merecen una vida y el derecho a una educación pueden tener algo más de esperanza. Seguimos siendo personas del mismo mundo y necesitamos cuidarnos y ayudarnos unos a otros para mejorar y crecer. Por ello, muchas gracias de corazón a todos. Inolvidable.